GALLETAS TUMBA PARA HALLOWEEN (Con consejos para unas galletas perfectas!)

30.10.15


Este año llego un poco justa de tiempo con la receta para Halloween, pues todos los años preparo algún dulce que mi hijo lleva a clase para compartir con los compañeros y siempre preparo algo más el mismo día de la fiesta para disfrutarlo en casa. Pero este año me he liado la manta a la cabeza y me he decido a preparar una galletas decoradas con glasa real y .....¡madre mía! entre el trabajo, preparar las galletas y sobre todo decorarlas.....¡ya pensaba que no me daba tiempo a compartir la receta con vosotros, ni que tampoco llegasen a tiempo para el cole y para mañana para el "Truco o Trato"!!! 
Pero ha dado tiempo ;) aunque justo, y aquí estoy, así que vamos con la receta....


GALLETAS TUMBA PARA HALLOWEEN

Ingredientes y elaboración

Galletas
Para las galletas he preparado la masa que otras veces he hecho, que podéis ver aquí y aquí.
Pero esta vez elaborándolas he descubierto algunas cositas que ha hecho que las galletas quedaran perfectas después del horneado, tanto de aspecto, con los bordes muy definidos y de color, os cuento...
Lo primero y muy importante es que cuando hagamos la masa, evitemos meterle aire, es decir...a la hora de mezclar los ingredientes, hacerlo el tiempo mínimo, lo justo, pues si mezclamos en exceso, nuestra masa cogerá aire, lo que hará que durante el horneado las galletas se inflen y se deformen. Cuando tengáis la masa lista,  tal como se vé en la imágen, que queda un poco arenosa, la sacamos y dejamos sobre la mesa de trabajo que previamente habremos enharinado un poco y con las manos, vamos amasándola hasta formar una bola. Cuando digo amasar....me refiero a que vayáis plegándola sobre ella misma una y otra vez hasta que os quede con el aspecto de la imágen y no se os pegue en las manos, pero al igual que con la mezcla de ingredientes, lo haremos los justo para que tampoco coja aire la masa.
Hecho esto, la dividimos en dos y estiramos cada mitad entre dos trozos de papel de hornear con dos varillas niveladoras de 6 mm y con cuidado de que no se deforme pasarla a una bandeja, donde la dejaremos dentro de la nevera un mínimo de 2 horas, aunque podéis incluso dejar la masa en la nevera de un día para otro. Una de las masas que preparé la hice por la tarde, y hasta la mañana siguiente no horneé las galletas.


Pasado este tiempo, encendemos el horno a temperatura 180°, con calor arriba y abajo, y nada de aire. Sacamos la primera mitad de la masa, retiramos el papel superior de hornear y vamos cortando con el cortador que hayamos elegido las galletas. 
Veréis que como la masa está muy fría, está dura, lo que hará que la masa se quede pegada al cortador y esto nos facilitará el transportarla hasta la bandeja de hornear en la que habremos puesto un tapete de silicona. Y ¡ojo! no nos vale un simple tapete de silicona, debe de ser de este estilo. Yo tengo este mismo de Ibili y es una maravilla hornear las galletas sobre el (siempre y cuando hayáis preparado la masa, como os he dicho, evitando meterla aire!).
Bien, pues una vez que tenemos las galletas listas sobre el tapete encima de la bandeja del horno, las horneamos durante unos 8-10 minutos. El tiempo dependerá del tamaño de vuestras galletas y para que todas se hagan de la misma manera, intentar que todas tengan el mismo tamaño.
En el momento que los bordes comiencen a dorarse, las galletas estarán listas, asíque las sacamos del horno y dejamos la bandeja sobre una rejilla durante unos 5 minutos. 
Después con cuidado y con la ayuda de una espátula, pasamos las galletas a una rejilla, para que terminen de enfriarse.
Personalmente, me gusta dejar las galletas de un día para otro, antes de decorarlas, ya sea con fondant o con glasa.

♥ Glasa real
Para elaborar la glasa he utilizado polvo de merengue y la he elaborado en la Thx utilizando la mariposa, aunque podéis hacerlo con cualquier otro robot de cocina.

30 gr Polvo de merengue
500 gr Icing Sugar
90 ml Agua mineral

Colocamos el polvo de merengue junto con el icing sugar y mezclamos los ingredientes. Sin parar de batir, añadimos el agua y batimos a velocidad baja durante unos 7-8 minutos.
Ya tenemos la glasa lista!. 
La consistencia de esta glasa, para mí resulta perfecta para hacer tantos los bordes como el relleno. De hecho he utilizado esta consistencia para decorar toda la galleta y para ser las terceras que decoro con glasa, no están nada mal ¿verdad? ;)

Si váis a decorar las galletas con diferentes colores, lo único que tenéis que hacer es dividir la glasa en tantos colores vayáis a utilizar. 
Para darle color a la glasa es tan sencillo como ir añadiendo colorante (Wilton, Sugar flair,....) hasta obtener la tonalidad deseada.
Después pasamos la glasa a una manga pastelera en la que habremos colocado una boquilla del nº2 para el relleno y para los adornos del nº1. (Son las que yo he utilizado)
Y con mucha paciencia y sobre todo....mucho pulso, ¡a decorar las galletas!
Recordar que tardan en secarse unas 24 horas, dependiendo de la temperatura que tengáis donde estéis.

¡Espero que paséis una noche terroríficamente fantástica este Halloween!











7 comentarios:

  1. ¡Te han quedado unas galletas perfectas y preciosas! Me alegro mucho de que al final llegases a tiempo

    ¡Besos mil!

    ResponderEliminar
  2. Son maravillosas que bien me viene esta receta para mañana!!besos

    ResponderEliminar
  3. Estupendas galletas y un súper consejo que nos da Patricia.
    Estos son los detalles importantes que la mayor de las veces no explican según que libro de cocina, y es fundamental para una buena elaboración. Gracias por explicarlo así de bien.

    Un beso y feliz sábado!!

    ResponderEliminar
  4. Te han quedado muy bien, perfectas diría yo. Y menos mal que has llegado a tiempo, porque estoy segura que les han gustado mucho a los peques.
    Un beso

    ResponderEliminar
  5. Se ven terroríficas y que rica Se!!!.
    Besos crisylaura.

    ResponderEliminar
  6. Me encantan las galletas, las voy a tener en cuenta para el año que viene

    besitos

    ResponderEliminar

Muchas gracias por dejarme tu comentario,
me hace una ilusión tremenda recibirlo!
Bss